23.6 C
Lima
domingo, abril 21, 2024

Buy now

spot_img

A LOS GUIAS DE TURISMO EN SU DÍA.

La columna del Director.

Desde hace varios años el tema de los guías de turismo es recurrente en cada espacio que se me permite. Sea por la amistad que nos une con la mayoría de ellos en Cusco, Arequipa ó Puno, o por haber compartido momentos de trabajo dinámico, tenso, y también de diversión, una simpática simbiosis para encantar y sacar una sonrisa del turista.

El guía de turismo es a secas, el anfitrión del paquete turístico, en muchos casos ni el mismo agente de viajes es visible, porque el primero es el “personal en contacto” quien a veces se convierte en paño de lágrimas ó pera de boxeo. Por supuesto que no es gratis y en muchos casos las propinas por sus propios méritos son cuantiosas a comparación del monto de su contrato.

Durante la pandemia muchos de ellos sufrieron en carne propia la falta de previsión social propia y el de sus empleadores añadido al nulo sentido de solidaridad, obligando a cambiar de giro para sobrevivir. Asimismo, con la misma convicción que rindo homenaje a su sacrificada labor, llamo seriamente la atención por las falencias que adolecen arrastrándolas desde antes de la pandemia. Y es que ninguno de sus líderes se preocupó por crear un fondo social de emergencia y de salud o corregir su reglamento interno de autorregulación. A falta de ellos, por ejemplo, se sigue alimentando el círculo vicioso del agente de viajes usurero y tramposo, de obligar a autofinanciar cada servicio a través de propinas que, de “voluntarias”, se convirtieron a “forzosas”, ya tenemos casos dramáticos como el “chicata” (usanza que mercantiliza maliciosamente la oferta de servicios) en el altiplano y similares versiones en el Colca y el Camino Inca con la “comisionitis”. Y si algo tengo que criticar de los gremios es que se pretende corregir las deficiencias del sector con la creación de más y más gremios, el caso de Arequipa es palpable, con 7 gremios actuales y 4 más por crearse,  aún la informalidad goza de buena salud. Nadie obliga a estar asociado a un gremio, es más la Constitución Política del Perú protege éste derecho, pero ¿no sería mejor unificar criterios fortaleciendo la sinergia tan necesaria en el sector?

Por lo pronto gloria a los buenos guías por su esfuerzo y dignidad y a los que desbordan vocación de servicio.

Aticulos Relaciondos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- PUBLICIDAD -spot_img

Ultimos Articulos