17.1 C
Lima
domingo, junio 16, 2024

Buy now

spot_img

«CALLADITA SE TE VE MÁS BONITA»

La columna del Director.

Qué duda cabe, la discriminación de género (aparte del racial) forma parte del extenso inventario del patrimonio cultural del Perú, si no fuera porque el presidente Manuel Arturo Odría Amoretti de origen tarmeño promulgara en el año 1955 la Ley 12391 que facultó a las mujeres mayores de edad y alfabetizadas el derecho a elegir y ser elegidas, hasta hoy seríamos testigos de tantos “apartheid” cholos, incluyendo el financiero.

Para María Luisa Palacios, connotada empresaria y presidenta de la Caja Arequipa el titular de ésta columna si bien es cierto no es parte de sus letreros de señalización de sus oficinas, si pareciera serlo en muchos hogares peruanos, que impiden el empoderamiento de las mujeres, “la inclusión financiera en el Perú es contracultural” afirma,  y expone el hecho paradójico de que pese a que la mujer es una cliente menos riesgosa que los hombres en el sistema financiero, no goza de la credibilidad y confianza del  mismo.

Increíblemente, de acuerdo a la Encuesta Nacional sobre Relaciones Sociales ENARES 2019 del INEI se indica que el 52.7% de los peruanos a nivel nacional considera que “una mujer debe cumplir el rol de ser madre y esposa antes de realizar sus sueños o proyectos personales”. Carolina Trivelli brillante profesional que fue la primera ministra de estado en el despacho de Desarrollo é Inclusión Social, un intento del Gobierno de Humala para equiparar la condición de género, señala que pese a que en el Perú el 42% de las microempresas está siendo dirigido por las mujeres, más de la mitad no cuenta con ningún producto financiero, así el Perú está bastante rezagado en el uso de instrumentos financieros por parte de las mujeres con respecto a países de la región y sentencia: “La mujer que culturalmente no ha sido empoderada desde su infancia tiene que pedirle al esposo autorización para todo”.

El centralismo limeño es evidente, y es en Lima y luego en Puno donde se concentra el mayor número de mujeres emprendedoras y es una ardua tarea pedagógica y adiestramiento permanente del sistema financiero, que no debe limitarse a repartir tarjetas plásticas por doquier.

Foto: ComexPerú.

Artículo anterior
Artículo siguiente

Aticulos Relaciondos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- PUBLICIDAD -spot_img

Ultimos Articulos